<$Fidel$> .comment-link {margin-left:.6em;}

Da Vinci cubano

Este es un sitio desde donde puedes conocer y aportar de Cuba. Para crear en su haber el espacio de una amiga cubana

martes, febrero 10, 2009

Agustín Acosta Bello (1886-1979)



Agustín Acosta Bello (1886-1979). Es un pedido desde Miami, una persona anhelante de la tierra que la vio nacer, tal como estarán Ramón, René, Gerardo, Antonio y Fernando, pero seguro que Sarita recurre a sus nostalgias en lo lindo de su poesía y he aquí que regresa una y otra vez a la patria.

Agustín escribe cosas tan lindas como estas:

CLEPTÓMANA

Era una cleptómana de bellas fruslerías;
robaba por un goce de estética emoción…
Linda facinerosa de cuyas fechorías
jamás supo el severo juzgado de instrucción…

La sorprendí una tarde, en un comercio antiguo,
hurtando un caprichoso frasquito de cristal
que tuvo esencias raras… En su mirar ambiguo
relampagueó un oculto destello de ideal…

Se hizo mi camarada para cosas secretas
—cosas que sólo saben mujeres y poetas—;
pero llegó a tal punto su indómita afición,

que perturbó la calma de mis serenos días…
Era una cleptómana de bellas fruslerías,
¡y, sin embargo, quiso robarme el corazón…!

MI CAMISA

Esta camisa blanca que mi madre ha zurcido,
tan llena del aroma íntimo de mi casa,
tiene una santidad cuyo oculto sentido
ni envejece ni pasa…!

Yo podré ser mañana un hombre potentado,
sin soberbias ridículas y sin turbios sonrojos.
A estos días de ahora llamaré mi pasado,
y una lágrima triste caerá de mis ojos.

Mi pasado! Oh qué dulce me será todo esto!
En el viejo horizonte ya mi sol se habrá puesto,
y yo despreciaré honores y fortuna…

Acaso esté de sedas riquísimas vestido;
mas como esta camisa que mi madre ha zurcido,
no me pondré ninguna…!

A LA BANDERA CUBANA

Gallarda, hermosa, triunfal,
tras de múltiples afrentas,
de la patria representas
el romántico ideal…!
Cuando agitas tu cendal
—sueño eterno de Martí—
tal emoción siento en mí,
que indago al celeste velo
si en ti se prolonga el cielo
o el cielo surge de ti…!

A partir del 1920, en Jaguey Grande, Matanzas, un ilustre poeta matancero, Agustín Acosta y Bello, tuvo sus famosas tertulias literarias y aquí compuso --hasta dar forma final-- su famoso libro de poemas La Zafra, de enorme trascendencia en sus días y que más nunca ha sido editado, ni en Cuba, ni fuera de Cuba. Justamente el boletín Vista Alegre, nombre del céntrico hotel donde el poeta Acosta tuvo aquellas célebres tertulias en la década del 1920, es una prolongación del quehacer literario que esta región matancera -la mayor productora de frutas cítricas en el país, por cierto-- contó. más

Etiquetas: , , , , , ,

2 Comments:

At 2:35 p.m., Blogger Marcel Pommiez Aqueveque said...

Hola con respecto a tu petición revisa este link:


http://marcelpommiez.wordpress.com/2006/01/25/directorio/

Un abrazo

 
At 11:07 a.m., Blogger Marcel Pommiez Aqueveque said...

Perdón por la demora en responder en tu solicitud para ser incluido en el directorio de Blogs. Solo debes linkearnos como
BLOG DE UN GOZADOR
www.gozador.cl

Me avisas a marcel@gozador.cl y te linkeamos de vuelta.

Un abrazo

 

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home